Enero es... Almodóvar

Loading...

61 - Caché (Michael Haneke)



Sinopsis

Georges presenta un programa literario en televisión, lleva una vida acomodada junto a su mujer y su hijo adolescente. Un día recibe unos paquetes que contienen vídeos, grabados desde la calle, y unos dibujos inquietantes cuyo significado es un misterio. No sabe quién los envía. Poco a poco las secuencias que aparecen en las cintas se vuelven más personales, sugiriendo que el remitente le conoce desde hace algún tiempo. Georges siente cómo una amenaza se cierne sobre él y su familia, pero, puesto que no hay evidencias de delito alguno, la policía se niega a ayudarlo.


Crítica

No quiero dedicar tiempo a describir en esta entrada a Haneke. Un maestro necesita más de una cuartilla en descripción. Sin embargo, hablar de “Caché” sin un trasfondo previo a la esencia del director, sería como hablar en balde.


Haneke, director austríaco veterano de Cannes, crea sobre el pensamiento. Indaga en los rincones del ser humano, de su acto y psíquica. Su films destacan por merodear en torno a una obsesión concreta, la cual varía según el film: el sexo (la pianista), la violencia (funny games), la educación (la cinta blanca)… en este caso, la temática se centra en la venganza.

Sin embargo, hablar de venganza no significa hablar de Kill Bill, de Elm Street, o de cualquier otro film americano con olor a sangre y a sudor. Tampoco equivale a la venganza de Oldboy, que aunque está tratada con más esmero, y no es americana, también rebosa de violencia física. Para el vengador del guión de Haneke, venganza significa “no llevarse a la tumba el sentimiento de odio hacia una persona, sin que dicha persona fuera consciente de lo que el tiempo y sus ganas pudo borrar”.

Una vez se acaba el film, si no se entendió este concepto de venganza, puede que aparezca el desagrado, al no existir un final drástico, o esperado. Sin embargo, el film cumple con su objetivo mucho antes de las escenas finales, tras finalizar la conversación del hijo del vengador con el protagonista. Es en ese momento cuando el vengador ha cumplido su objetivo, y paro de contar, para aquellos que quieran ver la película.



Con largos planos en quietud, y conversaciones tanto interesantes como superfluas, el ritmo de la película, a pesar de ser lento, se hace fugaz mediante al espera viva que el espectador mantiene por comprender qué es lo que está ocurriendo, y qué queda por avecinarse. Quizás sea este uno de los mejores films de suspense que jamás vi; un suspense libre de acciones semejantes una de tras de otra, y colmado de largas escenas separadas entre sí por claves para el entendimiento de la cinta.

Respecto a las interpretaciones, magníficas. Daniel Auteuil no puede expresar mejor su condición de renegado hacia el pasado, y Juliette Binoche ejemplifica gloriosamente la angustia que causa el no entendimiento de una situación que supera lo cotidiano, sin rozar lo paranormal.

Con unas imágenes armoniosas cargadas de luz y de alta definición; unos planos del todo proporcionados, el uso del juego de la memoria mediante imágenes cortas, un cierto desorden en la línea del tiempo, y sin nada de música que acompañe el film, “Caché” queda, cuanto menos, como película de culto en un director que siempre intenta superar su propia obra, y mostrarnos los rincones ocultos de la mentalidad humana, desde los comportamientos más inverosímiles hasta los más naturales.

David Uclés

4 comentarios:

  1. vaya por dios.. esta peli la vi ayer.. y TE LI TA marinera...
    Es un peliculón... las cintas de vídeo?? ufff, que por momentos en la peli no sabes si son vídeos o son la realidad... y las cámaras fijas son mortales...
    Lo que noto en tu crítica es que estás muy seguro de quién es el que amenaza... aunque yo creo que eso no está muy claro... todos son sospechosos para mi, y es una cosa que no te aclaran al final...
    Y la escena del suicidio?? DIOS...
    Es una peli que te mantiene en tensión TODO el tiempo, con sus planos de 10 minutos en silencio y sin cambiar de escena..
    buenisima! Creo que tiene mucho más mérito ponerte en tensión sin música que con música!!

    ResponderEliminar
  2. En realidad, ahora que lo dices, el interrogante al acoso puede no ser tan cerrado... bien podríamos pensar que se trata de la mujer, que quiso que se enfrentara a ello, o incluso de la madre, de quien no me extrañaría... pero no sé, creo que fue el suicida. Es brutal esa escena, es impactante, puesto que no te la esperas...

    Te doy toda la razón en que, a pesar de sus largos planos y silenciosos, te asombra y te agrada con la sorpresa en cualquier momento. Es una película que técnicamente es aburrrida, pero que no aburre para nada!!!!!!!!!!!!!!!

    :)

    vistes más de Haneke? es siempre así, :)

    ResponderEliminar
  3. Incluso podrían ser los hijos!!! porque al hijo del protagonista siempre se le ve enfadado y de mal humor.. y la escena final donde aparecen los dos hijos hablando a la salida del cole?? ufff no se no se.. y el jefe de la mujer? ese que es tan amigo y se muestra TAN cariñoso cuando queda con ella en un bar y ella se pone a llorar? porqué no enviar los videos para crear problemas en su matrimonio?? pueden ser MIL cosas jajaja.. y nunca lo sabremos..
    La otra peli que vi de él es la cinta blanca... la cual no pude terminar de ver porque se me hizo muy pesada y violenta.. pero bueno..
    pues eso! que en nada en munster eee!?!?

    ResponderEliminar
  4. pero, qué fuerte... no me di cuenta de que los dos hijos hablaban en el colegio.... entonces sí que todo cambia... final más abierto!!!

    veré otra vez el final!!!!!

    ResponderEliminar